¿QUÉ LLEVAS PUESTO?: HISTORIA DE LAS CAMISETAS DE LA NBA

No amigos, esto no es un artículo sobre sexo ni líneas eróticas, ni tampoco pretendemos reflexionar sobre las noches de soledad del hombre contemporáneo. Yo he venido aquí a hablar de la NBA y, en esta ocasión concreta, de los uniformes que a lo largo de la historia se han vestido las distintas estrellas de la mejor liga de baloncesto del planeta.

Durante los inicios del siglo XX las camisetas de baloncesto estaban hechas de punto de lana. El uso de fibras sintéticas comienza en la década de 1940 y se consolida con la creación en 1946 de la NBA. El poliéster y el algodón en las camisetas,  y el brillante satén en los pantalones eran los materiales más frecuentes en las indumentarias de la época. La cintura elástica no existía así que los pantalones se sostenían con un cinturón (tal como vemos en la foto de los primeros campeones de la NBA en la temporada 1946/1947).

Camiseta del legendario Bob Cousy (Celtics 1951-1963)

Los primeros uniformes eran de un diseño simple, con letras y números muy básicos y hasta los 60 no empiezan los jugadores a llevar el nombre en la camiseta. Sin embargo, ya en esta época se fragua una de las camisetas más elegantes y bellas que podemos ver en la NBA: la histórica casaca de los Celtics. Un diseño sobrio que apenas ha cambiado a lo largo de la historia. Esta camiseta es más que una camiseta de baloncesto, es un símbolo de cómo entender este deporte, de la lucha, de la competición, de la gloria, del Beat LA, de Larry Bird, de Bill Russell, de The Truth. Un verde esperanza y unas letras en blanco que han acompañado a esta franquicia durante toda su historia salvo en excepciones como el de letras doradas que usa el día de San Patricio desde 2006.

Y si los 70 molan en cine y música, por qué no iban a hacerlo en la NBA (y en la ABA). Nos gusta la estética setentera y los jugadores con cintas en la cabeza, medias hasta las rodillas y unas equipaciones marcadas a fuego en la memoria de todo aficionado a este deporte y a esta década en particular.

Julius Erving (Doctor J.) con una mítica camiseta de los Nets (1973-1976) en un partido de la ABA frente a Utah

Una de las camisetas más molonas de la década fue la de Portland Trail Blazers (1974-77). Las letras Blazers en vertical le dieron un look totalmente diferente al resto de uniformes de la NBA. Además, con este uniforme y gracias al gigante Bill Walton, consiguieron el único título de su historia. Otra bella indumentaria fue la de los Buffalo Braves (los actuales Clippers) una franquicia históricamente perdedora pero con esa encantadora mística loser. Por último, y la que a mi personalmente me gusta más de la década, la de los históricos Washington Bullets del anillo del 78.

Pero si hay una década mítica en la historia de la NBA esa es la de los 80. Muchas camisetas, equipos y jugadores míticos. La marca MacGregor Sand-Knit es el proveedor de la NBA hasta 1989 cuando la sustituye Champion. Las prendas todavía tenían tamaños estándar, pero se dan adelantos en la transpirabilidad debido a la innovadora mezcla de poliéster y algodón. En 1986 se agrega el logo de la NBA a las camisetas por primera vez. Y si hay que hablar de una camiseta de esta década esa es la de los Lakers del showtime. Una franquicia y un uniforme ya mítico desde los 60 pero que alcanzan su máximo esplendor con figuras como Magic y Abdul-Jabbar.

Pero no se pueden olvidar otras camisetas de los 80 con una estética deliciosa y que, actualmente, hacen las delicias de todos los amantes del basket y lo retro que pululan por los polideportivos del mundo.

Dominique Wilkins con una camiseta mítica que los Atlanta Hawks vistieron entre 1982 y 1992

Mutombo y una camiseta de los Nuggets con un rollo ochentero espectacular (1981-1993)

Una bonita camiseta de la franquicia de los Blazers fue la que portaron jugadores como Clyde Drexler en los años 80. Otra camiseta histórica por ser la del debut del probablemente mejor jugador de la historia de este deporte es la que llevó Chicago Bulls desde 1973 a 1985. Efectivamente, Michael Jordan la portó en su año de rookie y además de tener esa importancia histórica es de una belleza estética indiscutible. De repente Dios se había disfrazado de jugador de baloncesto y llegaron los 90, se aceleró la mercadotecnia, entraron Nike y Starter como proveedoras en 1997, se amplió el ancho del tirante del hombro y surgieron diseños bastante novedosos.

El uniforme con el que los Bulls, Jordan y compañía ganaron los 6 anillos en los años 90

El de los Houston Rockets del bicampeonato (1994-1995) fue uno de los que marcó la década (en la foto). Uniformes novedosos y de una estética reseñable fueron los de equipos de nueva creación como los Orlando Magic (1989) o Toronto Raptors (1995). El de los Magic introduciendo esas líneas verticales que le daban un aspecto muy resultón; y el de Toronto aprovechando lo llamativo de su escudo para llenar la camiseta de color.

El siglo XXI nos ha traído (además de Duncan, Wade, Lebron, Durant, etc) la mayor diversidad de camisetas de la historia de la NBA. Nuevos diseños, camisetas especiales, conmemorativas (Noche Latina, Día de San Patricio, Noche Retro, etc). Reebok pasó a ser el proveedor oficial de uniformes en 2001 y Adidas en 2006 tras la compra de Reebok. Por su parte, el ya ex-comisionado David Stern estableció en 2005 un Dress Code que instauraba una serie de normas para los uniformes y accesorios usados en la cancha. No se puede llevar marca ni publicidad alguna (ni la del proveedor oficial) salvo el logotipo de la NBA; la camiseta se debe llevar metida en el pantalón y éste tiene que llegar de largo hasta una pulgada por encima de la rodilla.

Y a mí esto me parece fenomenal. Que inventen los diseños que quieran, los colores que deseen, las noches conmemorativas que les salgan de sus santas narices pero desde aquí le quiero pedir a la NBA y al nuevo comisionado Adam Silver que por favor no se les ocurra implantar la moda que desde el año pasado están probando con las indumentarias: ¡camisetas con mangas! No a esas camisetas, sí a los tirantes. No juguemos con la estética lograda a través de años y años de hitos, gestas, conquistas conseguidas por hombres vestidos con camisetas de tirantes. Por no hablar de que hay que tener el cuerpo de atleta que tiene LeBron James para atreverse a ponerse este tipo de camisetas en la pachanga con los amigos.

Bueno, ya os habéis enterado medianamente de qué han llevado puesto a lo largo de los años los jugadores de la NBA. Ahora es el momento para que nos digáis cuál es vuestra camiseta preferida, si sois coleccionistas, si aborrecéis la indumentaria de alguna franquicia o qué os parece lo de las camisetas con mangas. Así que no dudéis en mandarnos vuestros comentarios. ¿Qué lleváis puesto?

¿QUÉ LLEVAS PUESTO?: HISTORIA DE LAS CAMISETAS DE LA NBA
Proyecto creado con la finalidad de informar y ofrecer un punto de vista diferente de la mejor liga de baloncesto del mundo, la NBA.

Sin Comentarios



Tu puedes ser el primero en dejar un comentario.

Deja tu Comentario